Tijuana.- El insaciable deseo de superación de la corredora olímpica mexicana, Laura Galván, superó el rezago de su reactivación después de su participación en los Juegos Olímpicos Tokio 2020.

La atleta finalizó en segunda posición en La Milla Internacional 2021. Registró un tiempo de 4’42.66, menos de un segundo por detrás de la campeona de este año, Alma Delia Cortez (4’41.10). Ambas protagonizaron un duelo intenso en los mil 609 metros que se definió hasta el final por un margen mínimo.

Laura Galván posee la mejor marca de una atleta mexicana en los mil 500 metros, con 4’08.14.

La deportista explicó que no pudo rendir en su mejor versión por su periodo de reposo después de su participación en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, dónde consiguió el récord nacional en una justa olímpica en la categoría de los cinco mil metros, con 15’00.16.

“Definitivamente la Milla es un evento muchísimo más rápido. Similar al mil 500 (metros). Lo sentí. Sentí el jalón fuerte”, dijo.

“Definitivamente no me encuentro tocando esos ritmos. Ni si quiera en una milla en pista. Vengo de mi descanso. El objetivo es el mundial el siguiente año”, aseguró.

La competencia con Alma Delia Cortez tiene un largo historia de enfrentamientos y, sobre todo, respeto mutuo. Galván alabó el desempeño de su contrincante y pronóstico un futuro brillante para la corredora de 23 años de edad.

“Delia es una atleta muy respetable. Bien fuerte. Es bueno tener a alguien con quién competir, definitivamente eso es bueno”, comentó. “Tiene mucho futuro en los mil 500 (metros)”, agregó.

Laura Galván visitó y participó por primera ocasión en Tijuana. Reconoció que no contó con la mejor preparación, pero es un proceso natural para repuntar y retomar el alto ritmo competitivo que es capaz de dar.

“Nunca había estado en Tijuana. Me la pensé en venir, porqué no estoy trabajando ahorita”, finalizó